¡Mejora tu salud bucal! - Facinvite

Faja de Oro 278, Col. Petrolera, Azcapotzalco,DF. C.P. 02480
5352-4155, 5347-6514 y 5353-1577 recepcion@facinvite.com

Espera un minuto, mientras que estamos haciendo el calendario

Más vistos

Albertog
20 Julio 2016
Factor de Transferencia
¿Qué es el Factor de Transferencia y cómo actúa en el organismo?  Mucho se habla del famoso ‘Factor de Transferencia’, un término que parece haberle dado una nueva perspectiva al cuidado de la sa...
Albertog
07 Agosto 2016
Factor de Transferencia
Fuentes y beneficios de los distintos tipos de Factor de Transferencia.   A partir de la década de 1940, el Dr. H.S. Lawrence descubrió que era posible transferir la inmunidad contra un antí...
Albertog
07 Diciembre 2016
Factor de Transferencia
¡Refuerza tus defensas con Factor de Transferencia FACINVITE©, el más potente inmunoestimulante!   Un sistema inmune débil puede ser la diferencia entre gozar de buena salud y por lo contrar...
 

¡Mejora tu salud bucal!

¡Mejora tu salud bucal!

¡La boca es nuestra principal entrada de nutrientes… pero también de bacterias!

   La boca es considerada la tercera zona más contaminada del cuerpo humano, en ella habitan toda clase de bacterias, virus, hongos y hasta organismos protozoarios. Se estima que por cada milímetro de saliva en la boca, existen 100 millones de bacterias, que de acuerdo a la Escuela de Medicina Dental de Harvard pueden ser de hasta 615 especies distintas, siendo las más populares la Streptococcus Mutans, (causante de caries, bacteremia y endocarditis infecciosa) la Porphyromonas Gingivalis, (responsable de gingivitis y enfermedad periodontal) y la Streptococcus Salivarus

   La cavidad bucal es un lugar de alta vulnerabilidad para la acumulación de las bacterias, pues basta con bostezar o aspirar a través de ella para que millones de bacterias se abran paso y se alojen en su interior: ya sea entre los dientes, las encías, la lengua o la saliva.  Esto se debe a que la boca ofrece un ambiente adecuado para que proliferen las bacterias: ya que es una zona con alta humedad, temperatura de 35ºC y con una gran presencia de recovecos, cavidades y tejidos. Es por ello que se habla de la existencia de una flora bucal u oral.

   Mas, no todas son malas noticias, en la flora bucal, coexiste la bacteria Streptococcus dentisani. Se trata de una bacteria que literalmente devora todas las otras bacterias que producen el desgaste del esmalte dental, evitando la formación de caries. Esta bacteria se encuentra en la boca de todos los seres humanos, pero sólo un reducido porcentaje la tiene en cantidades suficientes para evitar la formación de caries en la dentadura, un padecimiento que afecta del 80 al 90% de la población mundial. Además la bacteria Streptococcus dentisani, ayuda a regular los niveles de pH, manteniendo una buena higiene bucodental.

   Pero si bien el destino de la mayoría de las bacterias de la flora oral es ser tragada junto con la saliva, para ser destruídas en el estómago, un gran porcentaje permanece en nuestra boca, siendo los hábitos de higiene bucodental la única manera de acabar con ella. De acuerdo a los expertos la frecuencia ideal de lavado es de dos minutos durante dos veces al día, debiendo realizarse una limpieza a consciencia con hilo dental al menos antes de ir a la cama, pues al dormir, se produce una menor cantidad de saliva y las bacterias que producen caries pueden reproducirse fácilmente. 

   Ahora bien, si eres de los que tras cada comida, tiene el hábito de lavar sus dientes inmediatamente… ¡Cuidado! Los expertos aconsejan que este hábito es nocivo, pues al comer se desbalancea el pH de la boca, existiendo una mayor acidez, producto de los alimentos que en ella se depositaron minutos antes. Así, el lavarse los dientes ipso facto sólo será una vía para que distribuyas el ácido en tu boca, adhiriéndolo a los dientes, provocando que su efecto de desgaste al desmineralizar el diente y debilitar su superficie, sea más intenso y duradero, haciéndolo una superficie más propensa a la caries.

   Es por eso que lo más recomendable es esperar 30 minutos después de cada comida para lavar los dientes, una vez que la saliva ha re establecido el balance de pH en la boca, eso sí, lo que es altamente recomendable es enjuagar la boca con agua, inmediatamente después de comer, lo cual ayudará a alcanzar los niveles regulares de acidez en la boca. Finalmente como dato adicional debes tomar en cuenta que incluir queso en tu dieta alimenticia es un buen hábito para tu salud dental, pues el queso ayuda a reducir el pH de la placa bacteriana y contribuye a la remineralización de los dientes.

¿Seguro que tus manos están limpias?
Distintos tipos de Lupus Eritematoso… ¡Una solució...
 

Comentarios

No hay comentarios por el momento. Se el primero en enviar un comentario.
¿Ya està registrado? Ingresa Aquí
Invitado
Sábado, 15 Diciembre 2018

NEWSLETTER

DIRECCIÓN

Faja de Oro 278, Col. Petrolera,
Azcapotzalco,DF. C.P. 02480
  5352-4155, 5347-6514 y 5353-1577
recepcion@facinvite.com
  Creado por Webgang
Con Técnologia Joomla