Vías de Infección y cómo prevenirlas - Facinvite

Faja de Oro 278, Col. Petrolera, Azcapotzalco,DF. C.P. 02480
5352-4155, 5347-6514 y 5353-1577 recepcion@facinvite.com

Espera un minuto, mientras que estamos haciendo el calendario

Más vistos

Albertog
20 Julio 2016
Factor de Transferencia
¿Qué es el Factor de Transferencia y cómo actúa en el organismo?  Mucho se habla del famoso ‘Factor de Transferencia’, un término que parece haberle dado una nueva perspectiva al cuidado de la sa...
Albertog
07 Agosto 2016
Factor de Transferencia
Fuentes y beneficios de los distintos tipos de Factor de Transferencia.   A partir de la década de 1940, el Dr. H.S. Lawrence descubrió que era posible transferir la inmunidad contra un antí...
Albertog
07 Diciembre 2016
Factor de Transferencia
¡Refuerza tus defensas con Factor de Transferencia FACINVITE©, el más potente inmunoestimulante!   Un sistema inmune débil puede ser la diferencia entre gozar de buena salud y por lo contrar...
 

Vías de Infección y cómo prevenirlas

Vías de Infección y cómo prevenirlas

¡Mejora tu salud, mejorando tus hábitos de higiene!

   Existen muchos mitos en relación al contagio y a la manera en que un proceso infeccioso puede comprometer la salud de una persona. Muchos de ellos exageran las consecuencias de mantener un contacto con una persona enferma y en otros casos, se infravalora la nocividad de ciertos hábitos que se presentan en nuestro día a día o bien acciones que omitimos y que pueden evitar conducirnos a un cuadro infeccioso.

Lo cierto es que los gérmenes pueden diseminarse en el ambiente a través de cuatro acciones:

 

01. Partículas infecciosas suspendidas en el aire: Puede tratarse de antígenos producto de la contaminación o bien, ser diseminados por el aliento y las secreciones de personas enfermas.

02. Transmisión de bacterias contenidas en las heces a la mucosa bucal: Generalmente como una consecuencia de un precario régimen de hábitos de higiene, tanto de lavado de manos, como de desinfección de productos alimenticios.

03. Contagio por contacto: Se produce cuando dos mucosas corporales se ponen directamente en contacto o bien cuando existe un contacto de una mucosa de una persona infectada directamente en la piel de otra sana. (Las áreas más infecciosas en este aspecto son la nariz, la boca, la garganta y el área genital.)

04. A través de fluidos corporales: Tales como la sangre, la orina, la saliva, la leche materna, el semen y las secreciones vaginales, los cuales son una efectiva vía de transmisión de microorganismos y virus.

 

Sin embargo es preciso conocer una serie de aspectos que pueden ayudar a preservar la salud al convivir con una persona enferma, como suele suceder en toda familia:

 

a) Lava tu ropa interior en lavadero: No sólo lograrás una mejor desinfección sino que evitarás la propagación de bacterias como E.Coli en el resto de tus prendas. Se estima que en una carga de ropa interior existen alrededor de 100 millones de bacterias E.Coli que pueden reproducirse si dejas remojando primero las prendas.

b) Desinfecta llaves de agua y perillas: Una zona que comúnmente se deja fuera de mantenimiento en las oficinas y en algunos lugares. El contacto con perillas de agua, contactos de luz y manijas de puertas tras una evacuación es una fácil manera de propagar gérmenes. De igual forma cada que abres una llave de agua contaminada, ayudas a que las bacterias allí alojadas se propaguen en el aire y lleguen a todos los rincones de tu casa. De hecho se estima que el 09% de las bacterias de un hogar provienen de llaves de agua.

c) Cerrar la tapa del inodoro: Contrario a lo que se cree no todas las bacterias y gérmenes contenidas en las evacuaciones se depositan en el agua, sino que quedan suspendidas en el área del inodoro. De esta manera al ‘echar agua’ al inodoro y no cerrar la tapa estamos prácticamente rociando la habitación con bacterias contenidas en las heces… que muchas veces van a parar a toallas de manos y cepillos de dientes… de modo que estás indirectamente promoviendo la contaminación de bacterias entre tú y los tuyos.

d) Contagio por contacto: Contrario a lo que se cree, el permanecer en una habitación con una persona enferma solamente representa un riesgo para la persona sana, en cualquiera de los siguientes casos: Con el contacto directo o bien, que se rebase una distancia proximal menor a un metro, ya que las partículas infecciosas contenidas en el aliento o que se propagan por la piel como en el caso de infecciones dérmicas son pesadas y pueden mantenerse en suspensión aproximadamente un metro antes de caer al suelo.

 

De igual forma, es recomendable mantener habitaciones bien ventiladas en el espacio donde un enfermo repose a fin de promover una correcta oxigenación y evitar reservorios físicos de microorganismos. Lavarse las manos antes de entrar en contacto con un enfermo y después de proveerle atención, nunca llevarse las manos a la cara mientras se esté en la misma habitación y procurar reemplazar objetos de aseo personal una vez que la infección ha cedido.

¡Protege a tus niños de los gérmenes domésticos!
¡FACINVITE© y su lucha frente al virus VIH!

Artículos relacionados

 

Comentarios

No hay comentarios por el momento. Se el primero en enviar un comentario.
¿Ya està registrado? Ingresa Aquí
Invitado
Viernes, 14 Diciembre 2018

NEWSLETTER

DIRECCIÓN

Faja de Oro 278, Col. Petrolera,
Azcapotzalco,DF. C.P. 02480
  5352-4155, 5347-6514 y 5353-1577
recepcion@facinvite.com
  Creado por Webgang
Con Técnologia Joomla